domingo, 27 de julio de 2014

La noche se acuesta sin huesos


La noche se acuesta sin huesos
refinada por petromonarquías
hasta un resultado de aceite negro.

Seccionadas y vendidas
en acciones
por los zaibatsus,
por los bank.

Corre un nuevo tipo de violencia
por las calles,
que huele a crash,
a double-dip.

La oscuridad es desobediencia,
Las calles se tambalean
sin el espinazo de la noche.

Es más fácil
hundir un pecho sin costillas,
romper el músculo
de un capital ficticio.

Esta noche todo está más cerca.